28 de Junio 2017

 

 

Niños, Niñas y Adolescentes

Niños y niñas en tránsito y detención en México

Niños, niñas y adolescentes: MéxicoEn 2009, el Instituto Nacional de Migración (INM) calculaba que uno de cada doce migrantes en tránsito por México era menor de dieciocho años 1Instituto Nacional de Migración (2010) Boletín Mensual de Estadísticas Migratorias, 2009.. En 2010, las autoridades mexicanas detuvieron y repatriaron a más de 4,800 menores, de los cuales 2,869 (60%) viajaban sin acompañantes adultos 2Cifras: Instituto Nacional de Migración,
Boletín Mensual de Estadísticas Migratorias 2010. Cuadro 3.2.7
. Estos niños y niñas enfrentan una amplia gama de riesgos a su integridad física y emocional. Por su situación irregular y por las condiciones de clandestinidad en las que viajan son vulnerables a abusos por parte de organizaciones delictivas y de traficantes, y pueden llegar a convertirse en víctimas de trata de personas.

A pesar de que el número de migrantes irregulares repatriados por las autoridades mexicanas ha disminuido a partir de 2006, la proporción de niños y niñas (NNA) no acompañados se ha mantenido relativamente constante. De acuerdo con los registros de devoluciones y repatriaciones del INM, la proporción de NNA en 2010 se encontraba en los mismos niveles que en 2007, después de registrar un incremento considerable en el 2009. Un sondeo realizado en 2008 por Catholic Relief Services, encontró que el 75% de los 790 NNA no acompañados entrevistados de entre 12 y 17 años eran de sexo masculino, mientras que las niñas están migrando a edades menores que los varones 3Catholic Relief Services (2010) Niñez migrante: detención y repatriación desde México de niños, niñas y adolescentes centroamericanos no acompañados. Baltimore. p.15..

Niños, Niñas y Adolescentes migrantes - cuadro 1

Aunque las situaciones que enfrentan las mujeres y los NNA en tránsito irregular y en detención pueden variar, en ambos casos se trata de grupos de población en situaciones de vulnerabilidad, por lo que se requieren programas especiales que garanticen un trato adecuado. Tomando como fundamento los compromisos de protección a los derechos de los NNA adquiridos por México, al igual que ciertos acuerdos producto de procesos de diálogo regionales, tales como los Lineamientos Regionales para la Atención de Niños, Niñas y Adolescentes Migrantes No acompañados de la Conferencia Regional sobre Migración, el gobierno de México estableció directrices y procedimientos institucionales para canalizar a los NNA de manera expedita a la Red de Albergues de Tránsito del Programa Interinstitucional para la Atención de Menores Fronterizos. El procedimiento de atención a los NNA incluye la creación en 2009 de la figura de Oficial de Protección a la Infancia (OPI). Los OPI son agentes federales de migración que reciben una capacitación especializada para realizar tareas de protección y acompañamiento a niños, niñas y adolescentes migrantes 4Al 16 de junio de 2010, el INM había capacitado a 327 agentes federales como OPIs. Informe del Estado Mexicano sobre secuestro, extorsión y otros delitos cometidos contra personas migrantes en tránsito por territorio mexicano, presentado por el gobierno de México ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. México, 16 de julio de 2010.
p. 36-37.
.

Niños, niñas y adolescentesSi bien las medidas mencionadas son avances importantes, es necesario profundizar el estudio de las causas que propician la migración de los NNA, a fin de diseñar mecanismos de apoyo que resuelvan la problemática de fondo. En especial, se deben poner en práctica medidas que protejan a estos grupos de población ante el crecimiento alarmante de los abusos cometidos particularmente en su tránsito. Otro de los principales retos es que las instituciones que albergan a los menores mientras se define su repatriación cuenten con personal capacitado para brindarles la atención adecuada, incluido personal médico, de trabajo social y de atención psicológica. Los NNA en situación irregular deben contar con servicios proporcionados por instancias equipadas para garantizar una atención adecuada y, además, deben formularse soluciones que no involucren la detención, tales como albergues y hogares temporales. Lo anterior debe ser una prioridad tanto en México como en Estados Unidos, y debe abarcar la creación de mecanismos de monitoreo de la atención y del bienestar físico y psicológico de los NNA. Es necesario que los programas y políticas tomen en cuenta los principios del interés superior del niño y de la unidad familiar, asegurando que los NNA tengan oportunidad de expresar sus opiniones sobre su situación familiar y que la solución sobre cada caso sea el mejor escenario para todas las partes involucradas 5El “interés superior del niño” es uno de los principios fundamentales establecidos por la Convención sobre los Derechos del Niño.
Ver unicef.org
.

Niños y niñas residentes en México

ninadolescmexico 03Entre las consecuencias de la migración es posible observar cambios en el bienestar emocional y la conducta de los niños y niñas cuando permanecen en el lugar de origen, mientras las madres o padres se ausentan. De hecho, investigaciones a nivel local han mostrado que el cambio en la conducta de sus hijos(as) es uno de los principales factores para que una mujer evalúe negativamente su experiencia de migrar a los Estados Unidos para trabajar. En una encuesta realizada en el municipio de Paraíso en Tabasco, las mujeres entrevistadas reportan que sus hijos(as) iniciaron el consumo de alcohol o drogas, que se redujo su rendimiento en la escuela o que incluso abandonaron sus estudios durante la ausencia de las entrevistadas 6Ayus, R. & Tuñon E. & Rojas, M. & Vidal, L. (2002) De Paraíso a Carolina del Norte. Redes de apoyo y percepción de la migración a Estados Unidos de mujeres tabasqueñas despulpadoras de jaiba. Migraciones Internacionales. Vol. 1. Núm.2, enero-junio, 2002. El Colegio de la Frontera Norte. p.22. Aunque en la mayoría de los casos las mujeres dejan a un familiar encargado como responsable del cuidado de los hijos, frecuentemente la situación evoluciona de tal manera que ya sea por enfermedad, vejez o muerte, es necesario buscar a alguien más que se haga cargo. Encontrar a otra persona es problemático, a pesar de las redes de apoyo con las que normalmente cuentan las mujeres en sus comunidades de origen.

Uno de los escenarios más complejos es aquél en el que la madre muere, y el hijo(a) queda a merced de las decisiones de los diferentes parientes que han participado de su cuidado o que se sienten con la autoridad de tomar decisiones sobre su situación. Se han documentado casos en que la adopción por parte de familiares en contra de los deseos del niño(a) de permanecer en su lugar de origen, implica que el niño(a) cambie de lugar de residencia, afectando con ello su desarrollo emotivo y su socialización 7Mummert, G. (2005)
Transnational Parenting in Mexican Migrant Communities: Redefining Fatherhood, Motherhood and Caregiving. The Mexican International Family Strengths Conference. El Colegio de Michoacán, p.15-16.
. En general, la ausencia de las mujeres por períodos indefinidos de tiempo suele tener un impacto en el desarrollo de los hijos(as). Sin embargo, cuando las mujeres tienen posibilidades de retornar periódicamente a su lugar de origen, cuando se trata de contrataciones por temporadas, la migración no se vive como una ruptura, y aunque los hijos(as) expresan en sus testimonios extrañar a su madre, no lo viven como abandono, sino como una dinámica de supervivencia familiar. Incluso en algunos casos, las hijas manifiestan un deseo de llegar a la mayoría de edad para que sea su “turno de sustituir” a la madre en su función de proveedora a través de la migración laboral temporal 8Ayus, R. & Tuñon E. & Rojas, M. & Vidal, L. (2002) De Paraíso a Carolina del Norte. Redes de apoyo y percepción de la migración a Estados Unidos de mujeres tabasqueñas despulpadoras de jaiba. Migraciones Internacionales. Vol. 1. Núm.2, enero-junio, 2002. El Colegio de la Frontera Norte. p.28-29..

Niños y niñas migrantes en tránsito y detención en Estados Unidos

Niños, niñas y adolescentes: Estados Unidos

De acuerdo con el INEGI, de las 723 310 personas que emigraron hacia el extranjero en 2010, los niños y niñas menores de 15 años representaron el 5.4%, del total mientras que cerca del 20% eran jóvenes de 15 a 19 años 9Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) (2011) Principales resultados del Censo de Población y Vivienda 2010. www.inegi.gob.mx/.México, p.25-26.. La mayoría de estos niños, niñas y jóvenes se dirigen a los Estados Unidos.

En 2010, la Patrulla Fronteriza contabilizó alrededor de 31,300 detenciones de personas indocumentadas menores de 18 años, lo cual representó el 6.8% del total de detenciones 10U.S. Department of Homeland Security.
Apprehensions by the U.S. Border Patrol: 2005-2010. Fact Sheet. July 2011. p.2.
. De las 31,300 personas menores de 18 años, 17,478 (el 59%) no estaban acompañadas. El Departamento de Homeland Security (DHS) estima que el 85% de los niños, niñas y adolescentes en situación irregular detenidos por la Patrulla Fronteriza son de nacionalidad mexicana.

Prácticamente en todos los casos, NNA originarios de México son entregados inmediatamente a las autoridades mexicanas para su repatriación 11“Nearly All of the Unaccompanied Mexican Children Apprehended by CBP Are Immediately Repatriated”, en Appleseed (2011) Children at the border: the screening, protection and repatriation of unaccompanied Mexican minors, p.16., en virtud de acuerdos binacionales para la repatriación de NNA. Según cifras oficiales, las detenciones de NNA como proporción del total de detenciones en la frontera entre México y los Estados Unidos se han ido reduciendo en los últimos cinco años:

Niños, niñas y adolescentes migrantes - cuadro 2

Aunque la mayoría de los NNA no acompañados que llegan a los Estados Unidos son varones entre 15 y 17 años de edad, una buena parte son niñas y adolescentes de sexo femenino que son especialmente susceptibles a la violencia sexual 12Women’s Refugee Commission (2009) Halfway Home: Unaccompanied Children in Immigration Custody, p.3.

Niños, niñas y adolescentesLos estándares internacionales de protección a los derechos de los niños y niñas establecen que las instalaciones de detención migratoria en general son inadecuadas para los menores de edad. Lo anterior es especialmente importante para los NNA que son potenciales solicitantes de asilo, así como para aquéllos que son víctimas de trata 13El Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) establece en sus lineamientos que “los menores solicitantes de asilo no deben ser detenidos. Y si por alguna razón extraordinaria son detenidos, no deben estar en condiciones similares a una cárcel.” UNHCR Revised Guidelines on Applicable Criteria and Standards relating to the Detention of Asylum Seekers,
Directriz No.6.
. En los Estados Unidos, a partir de 2003 el DHS transfirió la custodia de NNA no acompañados a la Oficina de Reasentamiento para Refugiados (ORR), considerando a ésta mejor calificada para atender las necesidades de los niños y niñas migrantes. En su gran mayoría, los NNA migrantes que no son de nacionalidad mexicana son transferidos a la ORR por el DHS dentro de un período de 72 horas. Si bien los NNA se han beneficiado sustancialmente de estas directrices, organizaciones no gubernamentales han encontrado que en el 16% de los casos, el DHS excede el plazo de 72 horas sin una razón aparente 14Women’s Refugee Commission (2009) op cit. p.9..

En general 15A diferencia de quienes son detenidos en la frontera por la Patrulla Fronteriza, los niños y niñas mexicanos indocumentados que son detenidos dentro del territorio estadounidense son puestos bajo custodia de la Oficina de Reasentamiento de Refugiados., los NNA mexicanos, son repatriados en las 48 horas siguientes a su detección; solamente aquéllos que por razones extraordinarias no pueden ser repatriados en ese período por la autoridad migratoria, son canalizados a la red de albergues de la ORR. Adicionalmente, existen provisiones legales para los NNA migrantes que han sido víctimas de trata, quienes deben ser canalizados a la ORR, recibir un tratamiento especializado, y podrán extender su permanencia en el país, según diversos supuestos contemplados por la legislación aplicable 16La ley de Reautorización para la Protección de Víctimas de Tráfico (Trafficking Victims Protection Reauthorization Act) de 2008, ordena entre otras cosas que se entreviste a los niños(as) mexicanos antes de ser repatriados para identificar potenciales víctimas de tráfico o persecución.  Ver Appleseed (2011) op cit., p.31-52..

Mientras que los niños mexicanos son repatriados en cuestión de horas y son entregados a las autoridades migratorias mexicanas en la frontera, los niños y niñas de Centroamérica y del resto del mundo son transferidos a las instalaciones de la ORR. Según las directrices para tratamiento de NNA no acompañados, las autoridades de la Patrulla Fronteriza y del Immigration and Customs Enforcement están obligadas a trasladarlos al albergue más cercano de la ORR. Los albergues generalmente cuentan con servicios educativos, recreativos y de atención psicológica y médica por personal capacitado para trabajar con NNA.

Conforme a la legislación vigente, se busca la reunificación de los NNA no acompañados en los casos en los que tienen a su padre o madre en los Estados Unidos, o bien se canalizan a alternativas menos restrictivas que los albergues (familiares que los patrocinen u hogares temporales) mientras esperan su audiencia ante una corte de inmigración. Existe la posibilidad para aquéllos que no pueden ser patrocinados o reunificados con sus familiares de apelar su caso si es que se encuentran dentro de procedimientos de deportación. Si tienen éxito pueden eventualmente solicitar su residencia. En los casos en que son deportados a sus países de origen, su deportación es realizada en coordinación con las autoridades de los países de origen quienes deben estar presentes para la recepción de los NNA en los aeropuertos.

Niños y niñas inmigrantes en Estados Unidos

Otro de los problemas que enfrentan los NNA en los Estados Unidos son los efectos de las redadas realizadas por autoridades del Immigration and Customs Enforcement (ICE). Organizaciones de defensa de migrantes han documentado que las autoridades migratorias no siempre son sensibles al interrogar a los NNA durante las redadas 17National Council of La Raza & The Urban Institute, Paying the Price: the Impact of Immigration Raids on America’s Children, p. 23. (2007). Más grave aún, las autoridades tradicionalmente habían ignorado el bienestar de los NNA y fallaban en tomar medidas de protección y asistencia a los NNA cuyos padres eran aprehendidos durante las redadas. Como resultado de estas redadas sin precauciones, un número significativo de menores de edad quedaban solos durante días, en tanto que su padre o madre (la única persona adulta responsable de su cuidado en el país) habían sido detenidos 18El Immigration & Customs Enforcement (ICE) emitió directrices humanitarias para resolver este problema en 2009: “Guidelines for Identifying Humanitarian Concerns among Administrative Arrestees”.

Al aplicar medidas de política migratoria, el gobierno de los Estados Unidos ha fallado en proteger los derechos de los niños y niñas con ciudadanía estadounidense 19Ver University of California, Berkley et al. (2010) In the Child’s Best Interest? The Consequences of Losing a Lawful Immigrant Parent to Deportation. Berkley, CA.. Estudios han revelado que las medidas de deportación aplicadas por el gobierno estadounidense entre 1997 y 2007 han ocasionado la separación forzada de más de 390,000 familias, mediante deportaciones no solamente de migrantes irregulares sino también de residentes permanentes legales, y que las deportaciones han afectado a poco más de 1 millón de personas 20Human Rights Watch, Forced Apart (by the numbers): Non-citizens deported mostly for nonviolent offenses, 15 de abril de 2009. . Aunque frecuentemente se menciona en el discurso oficial la importancia de tener en cuenta “el interés superior del niño” y la unidad familiar, en la aplicación práctica de las políticas de control migratorio se ha pasado por alto la protección de los derechos fundamentales de los niños y niñas.

Más allá de las deportaciones, la separación que ocurre duraResized - Maestra en clase a jovenes  nte las distintas fases de la migración afecta a los niños y niñas, a nivel emocional y psicológico. Es común que inicialmente, el padre o madre migre a Estados Unidos y deje a los hijos al cuidado de un familiar. Aunque una vez que alcanza cierta estabilidad económica, el padre o madre que migró, envía por sus hijos, el impacto y la disrupción ocasionados por la separación llegan a ser profundos. Algunos investigadores han encontrado que dicha separación afecta negativamente el rendimiento escolar de los niños, lo cual proporciona evidencia una de tantas formas en que se afecta el bienestar psicológico y emocional de los niños y niñas por separarlos de sus familias 21Gindling, T.H. & Poggio, S. Family Separation and the Educational Success of Immigrant Children.  Policy Brief No.7 – March 2009. Department of Public Policy, University of Maryland. Baltimore..

De los tres millones de estudiantes que cada año se gradúan de preparatoria en los Estados Unidos, cerca de 65,000 son estudiantes indocumentados22Cifra obtenida de dreamact.info. La mayor parte de estos estudiantes han vivido en ese país prácticamente toda su vida, pero su estatus irregular presenta un gran obstáculo para continuar estudiando en las universidades o colegios. La legislación conocida como DREAM Act permitiría a los estudiantes indocumentados que llegaron siendo niños(as) a los Estados Unidos y que han vivido en ese país por un período significativo de tiempo, obtener la regularización migratoria, si cumplen ciertos requisitos 23Los requisitos incluyen haber llegado a los Estados Unidos en una edad de 15 años o menor, demostrar buen “carácter moral”, y asistir a la Universidad o servir en el ejército por dos años consecutivos. La inclusión del servicio militar ha sido fuente de controversias. En algunos círculos se ha llegado a criticar la disposición porque incrementará el reclutamiento de jóvenes migrantes y engrosará las filas del ejército.“DREAM Act Would Expand Recruiting Pool”  American Forces Press Service. Washington, DC. Dec. 2, 2010.. Organizaciones especializadas en el tema estiman que, de ser aprobada, la ley beneficiaría entre 755,000 y 2.1 millones de estudiantes 24"Just the Facts: Five Things You Should Know about the DREAM Act”; & Hinojosa, R. (2010) “No DREAMers Left Behind. The Economic Potential of DREAM Act Beneficiaries.”  University of California Los Angeles, North American Integration and Development Center. Los Angeles, USA.. Dado que la iniciativa de ley a nivel federal no se ha aprobado, versiones de esta ley han sido aprobadas a nivel estatal en California, Illionis y Maryland. Y otras medidas han entrado en vigor para mejorar la situación de los estudiantes indocumentados. En 2001, Texas fue el primer estado en aprobar legislación para permitir a los estudiantes en estatus irregular ingresar a las universidades públicas pagando el mismo nivel de colegiaturas que se aplican a los estudiantes que son residentes legales. Desde entonces, la lista de estados que han aprobado medidas similares, conocidas como leyes de “in-state tuition”, se encuentra en aumento 25”In-state tuition and unauthorized immigrant students”, Revised July 8, 2011. National Council of State Legislatures. Información obtenida el 10 de octubre de 2011 en: ncsl.org; y “Basic Facts about In-State Tuition for Undocumented Immigrant Students.